sábado, 19 de enero de 2013

EQUIPOS - LOS ANGELES LAKERS, parte III (1946-)


 


LA NUEVA ERA



Los Angeles todavía no terminaba de ver la luz a su proyecto, la llegada de Wilt Chamberlain no había dado el ansiado título y para mas inri la plantilla, muy veterana, comenzó a sufrir lesiones. Baylor y Chamberlain pasaron por el quirófano y sólo West, mantuvo su nivel anotador, con una media de 31.2 puntos (líder de la liga) de media en la 1969-70. Con un balance de 46-36 llegaron a los playoffs, donde tras superar a Phoenix y Atlanta, en las finales volvieron a caer derrotados por 4-3 (Chamberlain logró 45 puntos y 27 rebotes, y Jerry West 31 puntos y 13 asistencias en el 6º partido de la final), ante New York Knicks, que contaban en sus filas con una dupla demoledora, Willis Reed y Walt Frazier. Ambos equipos disputaron una difícil y competitiva serie, pero en el quinto partido Willis Reed sufrió una seria lesión de rodilla. 

Los Knicks ganaron ese encuentro, pero en el siguiente fueron destrozados por el juego ofensivo de Wilt Chamberlain, y todo parecía indicar que jugarían el séptimo y definitivo partido sin su pívot titular. Sin embargo, Reed, cojeando, le ganó el salto inicial a Chamberlain y anotó los cuatro primeros puntos de su equipo, llevando a su equipo a uno de los partidos de playoffs de desempate más famosos de todos los tiempos. Aunque Reed solo pudo jugar una pequeña parte del partido, y cuando lo hizo realmente le costaba moverse, Chamberlain anotó solamente 21 puntos (cuando esa temporada su promedio era de 27.3) en 16 tiros, muchos para un séptimo partido de unas Finales. Además, en la línea de tiros libres firmó un triste 1/11, quizás su peor partido jamás visto en esta faceta. Los Knicks se hacían así con su primer campeonato.
 
Llega el primer título a Los Angeles

Los Lakers comenzaron en la 1970-71 con su enésimo proyecto. Chamberlain (que promedió 20.7 puntos, y lideró la liga con 18.2 rebotes) consiguió superar sus problemas físicos, pero no Baylor, que se pasó el año en blanco (sólo disputó 2 partidos). West seguía manteniendo mantenía su poder anotador (26.9 puntos). El equipo, bajo la dirección de Joe Mullaney, recibió las incorporaciones de Happy Hairston (18.6 puntos), Pat Riley, el novato Jim McMillian y el más importante, el regresó de Gail Goodrich.

Pero la historia volvía a repetirse en Playoffs, en esta ocasión es Milwaukee Bucks los que ejercen de verdugo en las finales de conferencia. Lew Alcindor, que se había incorporado al equipo un año antes procedente de UCLA, superó a los pivots de los Lakers.

La 1971-72 fue una campaña histórica para Los Angeles, la franquicia batió su record de victorias, 69 (record sólo superado en la 1995-96 por Chicago Bulls), incluyendo la mítica racha de 33 victorias consecutivas, la más larga en la historia del deporte americano profesional. Pusieron la guinda con el primer título en Los Angeles, un campeonato que los Lakers no ganaban desde 1954.

La temporada comenzó con la llegada del antiguo jugador de los Celtics Bill Sharman como entrenador. Sharman explotó todas las cualidades defensivas de Chamberlain. Este experimento resultó ser muy exitoso, siendo Wilt elegido en el mejor quinteto defensivo de la temporada por primera vez en su carrera.

Gail fue el máximo anotador del equipo con 25.9 puntos. Por fin, Chamberlain y West ganarían su primer y único título con los Lakers, en la primera temporada sin Baylor. Se vengaron, primero de Milwaukee y Jabbar venciendo en las finales del oeste por 4-2, y después, en la final de la NBA, de los Knicks. Estos Lakers también incluía a los aleros Jim McMillian, un anotador, y al especialista reboteador y defensivo Happy Hairston. En las series ante los Knicks, Wilt promedió 19.2 puntos por partido, siendo elegido MVP de las Finales, principalmente por su increíble aportación en el rebote. En el partido final anotó 23 puntos y recogió 29 rebotes, a pesar de tener dañada su muñeca derecha. Durante la serie promedió 23.2 rebotes por encuentro, a la edad de 36. El equipo lideró la liga en puntos, rebotes y asistencias, y Bill Sharman fue nombrado entrenador del año.

Al año siguiente, la que sería su última temporada como jugador profesional con 37 años, Chamberlain todavía lideraba la liga en rebotes con un promedio de 18.6, mientras firmaba un récord NBA gracias a su 72.7% en tiros de campo.

Jerry West pondría fin a su carrera tras la 1973-74, temporada donde no pasaron de 1ª ronda, después de caer ante los Bucks. Un año después, ya sin "Mr. Logo", ni siquiera se clasificarían para playoffs, por primera vez en 17 años.

1975: Abdul-Jabbar llega a la ciudad

Lew Alcindor, ya conocido como Kareem Abdul-Jabbar, llegó a los Lakers procedente de Milwaukee Bucks a cambio de Elmore Smith, Brian Winters, Dave Meyers y Junior Bridgeman. En su primer año en California consiguió su cuarto MVP de la Temporada, pero el equipo fracasó un año más en playoffs cayendo eliminados en Semifinales de Conferencia ante los Portland Trail Blazers de Bill Walton, posteriormente campeón de la NBA.

El 9 de diciembre de 1977 se presenció uno de los momentos más desagradables de la historia del deporte profesional. El futuro entrenador de los Lakers Rudy Tomjanovich, por entonces en Houston Rockets, corrió a través de la cancha para intentar detener la pelea entre Kermit Washington, de los Lakers, y Kevin Kunnert, de los Rockets. Washington vio por el rabillo del ojo que un jugador del equipo contrario se precipitaba hacia él. Instintivamente, pensando que iba a ser atacado, Washington se giró e impactó en la cara de Tomjanovich un fuerte puñetazo que le mandó directamente al suelo inconsciente, llegándose incluso a temer por la carrera profesional del jugador de los Rockets.

El golpe recibido por Tomjanovich fue tan fuerte que dijo que su primer pensamiento tras despertarse fue que se había caído el marcador del techo del pabellón sobre él. El puñetazo había fracturado su cráneo y casi terminó con su carrera. Tomjanovich estuvo inactivo durante el resto de la temporada, siendo necesaria una cirugía reconstructiva para reparar su mandíbula, ojo y mejilla. Algunos de los que estuvieron presentes en el momento del ataque temieron literalmente por la vida del jugador.

Washington recibió un castigo de 60 partidos de suspensión y una multa, siendo uno de los incidentes más oscuros de la historia de los Lakers. Debido a la baja de Tomjanovich, en la siguiente temporada los Rockets pasaron de ser un equipo de Finales de Conferencia a ser el peor de la liga con un balance de 28-54. Tomjanovich pasó cinco meses de rehabilitación para posteriormente volver a ser un jugador All-Star.

La temporada del incidente, la 1977-78, fue otra decepción para los Lakers, que finalizaron la temporada regular con un récord de 45-37 y cayendo en primera ronda de playoffs ante Seattle SuperSonics. Abdul-Jabbar tuvo que estar dos meses en el dique seco ya que se rompió la mano en una pelea con Kent Benson en el primer encuentro de la campaña. En la siguiente temporada la mejoría fue mínima, ganando dos partidos más que el año anterior y siendo eliminados de nuevo por los Sonics, esta vez en Semifinales de Conferencia por 4-1.

No hay comentarios:

Publicar un comentario